En el artículo anterior definimos la patología y hablamos de sus causas. En este artículo vamos a exponer con claridad los síntomas subjetivos de los pacientes afectos de la patología y, por otra parte, hablaremos extensamente de los signos que revela la enfermedad tras las exploraciones oftalmológicas completas.

 

Lágrima artificial para ojo seco

La sintomatología del ojo seco puede variar entre los diferentes pacientes, sin embargo, los signos que presenta son muy definidos.

 

En esta segunda entrega sobre el ojo seco vamos a centrarnos en los síntomas de la sequedad ocular y los signos que el oftalmólogo detecta tras una completa revisión de los ojos. Partiendo de la base de que cualquier sintomatología es subjetiva, ya que cada paciente suele sentirla de forma diferente, intentaremos establecer una base clara de los síntomas más frecuentes en este sentido. En la parte opuesta están los signos, que son totalmente objetivos, ya que, tras la exploración oftalmológica, se pueden observar con precisión.

 

También te puede interesar: Ojo seco

 

SÍNTOMAS DE LA SEQUEDAD OCULAR

Como ya hemos dicho, los síntomas implican subjetividad, debido a que hacen referencia directa a los que siente cada paciente. Pese a que es posible que cada persona los perciba de una forma diferente, sí que podemos establecer una sintomatología clara para ayudar en el diagnóstico del ojo seco. No obstante, el cuadro sintomático que explique el paciente siempre debe ir acompañado de una exploración exhaustiva por parte del oftalmólogo.

Tal y como dijimos en el artículo anterior, es muy probable que pacientes con sequedad ocular no refieran síntomas del ojo seco. En estos casos la exploración ocular es fundamental. Para hablar de sintomatología debemos de diferenciar entre casos leves y cuadros más intensos de ojo seco. Obviamente, los síntomas serán menores y más esporádicos en las primeras situaciones y más molestos en los segundos casos.

Entre los síntomas más comunes que refieren los pacientes afectados de esta patología destacamos los siguientes:

  • pesadez en los párpados
  • sensación de sequedad
  • enrojecimiento ocular
  • lagrimeo constante
  • escozor o quemazón en la zona
  • fatiga visual
  • sensación de cuerpo extraño
  • dificultad en el parpadeo
Ojo seco y fatiga visual

El ojo seco puede aparecer asociado a los síntomas de la fatiga visual debido a la carencia de parpadeo propia de las tareas que requieren mucha concentración.

 

Cuando hablamos de casos más intensos, los síntomas suelen ir un poco más allá, notando los pacientes visión borrosa y algunos pinchazos en los ojos. Pero, si además, añadimos otras complicaciones como las úlceras oculares es probable que se presenten síntomas relacionados con el dolor intenso.

Por norma general, la sintomatología es de carácter bilateral, aunque existen casos poco comunes en los que la patología solamente está presente en un ojo.

Cabe destacar que estos síntomas suelen ser cambiantes, es decir, a lo largo de una jornada completa pueden variar considerablemente. Comúnmente el paciente suele despertarse con algunos síntomas como la dificultad en el parpadeo para, posteriormente, en cuanto las glándulas lagrimales se han activado de forma óptima, notar una mejoría considerable. No obstante, la sensación de sequedad en los ojos suele aumentar conforme pasan las horas. En este sentido, hay factores externos que contribuyen a ello, como los ambientes cargados, el viento, el humo o la exposición a aires acondicionados y calefacciones. El esfuerzo visual que se realiza en situaciones laborales también contribuye al empeoramiento de estos síntomas, sin olvidar el cansancio generalizado o la falta de sueño.

Uno de los síntomas del ojo seco que más refieren los pacientes es la sensación de cuerpo extraño que suele describirse como la sensación de tener arenilla bajo el párpado.

Pese a que gran parte de la sintomatología del ojo seco puede confundirse con muchos síntomas de otras patologías oculares, suelen ser una ayuda inestimable para dar con el diagnóstico certero.

 

SIGNOS OFTALMOLÓGICOS DEL OJO SECO

Tal y como hemos comentado, los signos del ojo seco se localizan tras la exploración oftalmológica, por lo que son totalmente objetivos y ofrecen las claves concretas para el diagnóstico de la enfermedad ocular. Detallamos estos signos a continuación:

¿Cuánto tarda la lágrima en romperse?

El tiempo de ruptura lagrimal es uno de los signos más claros del ojo seco. Ya comentamos que la inestabilidad de la película lagrimal suele ser una de las causas más habituales que provocan esta patología. Ahora lo que debemos averiguar es cuánto tiempo tarda la lágrima en romperse. Para ello, el oftalmólogo realiza una prueba sencilla, que ofrece resultados muy fiables.

En primer lugar, hay que tener en cuenta que la película lagrimal debe permanecer intacta entre 15 y 30 segundos, aunque el tiempo establecido para diagnosticar la sequedad ocular estaría por debajo de 10 segundos. En el caso de que la rotura lagrimal se produzca en menos de 5 segundos estaríamos hablando de un ojo seco más grave.

El test para comprobar esto es bien sencillo. Para hacerlo se utiliza fluoresceína (colorante especial para los ojos) y la lámpara de hendidura. Se pone una pequeña cantidad de este colorante en el globo ocular que se reparte homogéneamente por la córnea. Sin que el paciente parpadee se cuentan los segundos que tarda la lágrima en romperse.

Queratitis punteada

También conocida como queratopatía punteada. Este signo revela un defecto epitelial de la córnea. El epitelio corneal requiere de humedad para que las células que lo conforman permanezcan saludables. La sequedad ocular deteriora estas células, formando una especie de punteado en el epitelio de la córnea. No hay que alarmarse porque no se trata de algo grave, ya que el epitelio suele regenerarse de forma rápida. La forma de observar este signo del ojo seco es también a través de la fluoresceína. Este colorante revelará unos puntos más brillantes.

Queratitis Punteada

La queratitis punteada es uno de los signos visibles del ojo seco. Se aprecia en la lámpara de hendidura mediante tinción corneal.

La importancia de la conjuntiva

La conjuntiva también es primordial para diagnosticar el ojo seco. Si la córnea está afectada es muy probable que se dé el enrojecimiento de los ojos. Lo frecuente es una hiperemia conjuntival, es decir, un enrojecimiento moderado. Por otra parte, otro signo puede ser la reacción papilar. La formación de papilas en la conjuntiva suele estar asociado a las alergias, aunque es posible que sea un signo claro del ojo seco.

Test de Schirmer

Este es el test más clásico y básico para establecer so el ojo produce lágrima suficiente para mantenerlo húmedo. No suele ser demasiado habitual realizar este prueba, ya que con las comentadas anteriormente los signos son bastante claros y se puede emitir un diagnóstico oftalmológico totalmente fiable. No obstante, vamos a explicar cómo se hace para ampliar toda la información sobre esta patología.

El test de Schirmer consiste básicamente en colocar una fina tira de papel secante bajo el párpado inferior, adherida al globo ocular. Previamente se aplican gotas anestésicas para evitar que el roce del papel produzca un lagrimeo añadido. Conforme pasa el tiempo, la lágrima va empapando el papel y posteriormente, a los 5 minutos, el oftalmólogo medirá el grado de humedad absorbida. Este test se realiza habitualmente en casos severos de ojo seco.

Test Schirmer para ojo seco

 

OTROS SIGNOS MENOS FRECUENTES

Es cierto que es posible que se evidencien otros signos durante la exploración, pero se trata de algo demasiado raro e infrecuente como la queratopatía filamentosa o las úlceras corneales, por lo que no vamos a entrar de lleno en esto. Los cuadros más comunes para diagnosticar la patología del ojo seco son todos los mencionados con anterioridad y todo lo demás serán rarezas.

 

PIDE TU CITA Y TE DAREMOS RESPUESTA A TU PROBLEMA

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos)

3 Comments

  • La epífora es uno de los síntomas mas precoces y no la veo reflejada , cuando es la mas frecuente junto con las arenillas de los síntomas iniciales

    • Hola Ángel. Gracias por leernos y por tu apunte. Tienes toda la razón, uno de los principales síntomas es el lagrimeo constante. Lo comentamos en el articulo anterior de esta serie sobre ojo seco pero en el listado de éste no aparecía. Ya mismo lo hemos incluido para que nuestros lectores también lo tengan en cuenta.
      Un cordial saludo.

  • Noelia dice:

    Hola! Mi niña tiene sequedad ocular moderada, afecta su vida cotidiana. Aparte de las gotas, hay otro tipo de tratamiento?? Ya le hicieron las pruebas necesarias y por el momento en estos 3 meses no he notado gran mejoría. Al contrario ella busca hidratarse los ojos contínuamente.

Dejar un comentario

Call Now Button